Los precios, en el caso particular…

07-12-2021
Ojalá ¡No me digas!
Ojalá, República Dominicana

Para Raquel y Jesús, una joven pareja sin hijos, ella, empleada pública, él, microempresario de la comunicación, la inflación en alimentos, artículos de baño y limpieza ha sido de 46.6 % desde hace un año para acá.

Ahora, 22,000 pesos, hace un año 15,000 pesos.

Su hogar gasta en el supermercado el 38.6 % (22,000 pesos) de los 57,000 pesos de ingresos netos mensuales que juntos perciben, es decir, casi 1,000 dólares mensuales.

En alquiler de vivienda y energía eléctrica, invierten el 16.7 % (9,500 pesos mensuales). 

En telefónicas, hosting de su página web y Netflix el 13.5 % (7,700 pesos mensuales). 

En transporte, el 21 % (12,000 pesos mensuales).

En eso, a Raquel y a Jesús se les va el 89.8 % de sus ingresos y no el 58.52% que estimaba la presunción estadística del Banco Central para calcular gasto e inflación por ingresos en hogares.

Les queda 10.2 % (6,000 pesos) para ropa y calzado y unas pocas cervecitas. Tienen seguro de salud. No reciben remesas.

La realidad de Raquel y Jesús resultó muy distinta, superior y distante en más de 53.4 %.

Una historia parecida podría ser la tuya.

Déjanos saber.