Entre Ministerio de Agricultura y Banco Central las cifras no cuadran

Seguridad Alimentaria | Te lo aSegura Foster
22-11-2021
Ojalá, República Dominicana

Al ofrecer el Banco Central cifras preliminares del crecimiento del Producto Interno Bruto a finales de octubre, referentes al período enero-septiembre del presente año, el organismo informó que el sector agropecuario había logrado un crecimiento de un 1%.

Se trata de un crecimiento satisfactorio en medio de la pandemia que nos afecta y teniendo en cuenta la aparición en el importante subsector porcino de la Peste Porcina Africana (PPA), después de 40 años de haber sido eliminada en nuestro país y el continente americano.

Al comparar los datos ofrecidos por el Banco Central con el informe preliminar de la misma entidad publicado a finales de octubre, nos sorprendió la información de que en vez de 1%, la agropecuaria creció en 1.6%.

Esta diferencia nos llevó a analizar a profundidad las cifras utilizadas para producir la información definitiva. Tengo que manifestar el gran respeto que tenemos por las informaciones del Banco Central y de manera especial de sus eficientes autoridades.

Hemos detectado una información errónea en lo que respecta la producción de arroz. No es la primera vez, en honor a la verdad, que desde el Ministerio de Agricultura se sirven informaciones distorsionadas. Por tanto, recurro a los informes oficiales publicados por dicho Ministerio en su portal, donde se establece que la producción de arroz en el año 2020 alcanzó los 11,143,155 quintales y en el año en curso 11,238,146  quintales. Una diferencia de 94,991 quintales, para un crecimiento de un 1%. En el 2020 se sembraron 2,712,173 tareas y en este año 2,743,807, una diferencia de 31,634 tareas.

Se han recolectado 2,334,913 tareas en el 2020 y 2,348,839 en el año en curso. Es decir, 13,926 tareas más. La productividad en ambos años fue de entre 4.77 y 4.78 quintales por tarea. Una muy mínima diferencia en cuanto a rendimientos por tareas.

Un error mayor lo encontramos en la producción de pollos vivos. Citamos las cifras de los informes del Ministerio de Agricultura: una producción de 145,423,465 unidades de pollos en enero-septiembre de 2020 y en el mismo período de este año la producción asciende a 155,503,804 millones. Una diferencia de 11,080,339 unidades, que representa un 1.06% de crecimiento en vez de 6.9, como se hace constar en el informe pecuario del Banco Central.

Rogamos a las autoridades conciliar las cifras utilizadas para que prevalezca la verdad de los resultados reales. Como exfuncionario y ciudadano, solo nos motiva el actuar correctamente. Por eso, reiteramos nuestra petición de revisar las cifras servidas por el Ministerio, las cuales reposan en nuestro poder impresas y coincidentes con las publicaciones de dicha entidad.

Nos mueve el deseo de que nuestro país siga transitando la ruta de la recuperación, hasta ahora con éxitos en diferentes sectores, pero con gran preocupación en la producción agropecuaria.

Insistimos en nuestra recomendación a las autoridades de revisar acciones no convenientes para mantener la autosuficiencia alimentaria y no hacernos un país altamente dependiente de las importaciones de alimentos, en momentos en que la humanidad atraviesa serios problemas de abastecimiento.

Reiteramos nuestros deseos del logro de éxitos.