Deforestando lo reforestado

Medioambiente | Quiero que sepas
11-09-2021
Ojalá, República Dominicana

Dos casos ilustran la deforestación que está ocurriendo en proyectos forestales, Sabana Clara, en Restauración, y Loma Managuá, en Monte Plata. El primero fue parte de proyectos binacionales, fronterizos, de protección de cuencas, maderables y de uso recreativo. El segundo fue ejecutado en tierras del CEA  reforestadas por Quisqueya Verde, entre 2008 y 2009.

El proyecto Sabana Clara era vendido como lugar de ecoturismo hasta 2018. Así que resulta indignante escuchar al ministro de Ambiente decir en junio de este año que ese proyecto estuvo abandonado por la gestión anterior. En  mayo del 2020 fueron denunciados por varias asociaciones ecológicas y cooperativas de la zona fronteriza, como el COANOR, los incendios forestales que ocurrieron  en mayo de 2020, en plena campaña electoral y en cuarentena por la pandemia, y en febrero de este año el Ministerio convocó a un concurso (¿debió ser licitación?) para autorizar la tala de los remanentes de los fuegos.

En junio se autoriza ya la tala pero desde mayo ya las organizaciones denunciaban que estaban cortando y aún se ven los videos por las redes de la madera verde recién cortada, cuando la adjudicación fue para la madera en pie y quemada en los incendios del año pasado.

El caso de loma Managuá es parecido. Un municipio vende con fines recreativos la reforestación de Quisqueya Verde, pero sus comunitarios denuncian con videos que tractores del IAD están transportando los troncos de árboles de la tala masiva. El 09 de agosto pasado, en la página del IAD se publica un video en que el director habla de la entrega de 112 títulos provisionales a 600 personas, en Monte Plata, sin especificar localidad.

Se está deforestando lo que había sido reforestado y que además era rentable, como el proyecto maderable Libón Verde y como el Sabana Clara, ecoturístico y forestal, y Loma Managuá, que igual iba camino a la sostenibilidad. Y esta vez se deforesta, al parecer, en complicidad con las autoridades del IAD y Medioambiente.