| |
Viernes, 21 de Agosto de 2020
|

 

Científicos suecos que estaban estudiando el cadaver de un cachorro de la Edad de Hielo, conservado en perfectas condiciones a pesar del paso del tiempo, descubrieron  lo que podría ser uno de los últimos rinocerontes lanudos dentro de su estómago. 

Investigadores rusos habían encontrado el cuerpo del canino, que podría ser un perro o un lobo, y desde entonces habían realizado una serie de análisis, pero lo que no sabían era que la última cena del animal era en sí mismo un descubrimiento científico.

El cachorro, preservado por 14,000 años y encontrado en Siberia en 2011, tenía en su interior una pieza peluda de tejido sin digerir. Los científicos creyeron en un primer momento que el fragmento pertenecía a un león cavernario por su fino pelaje amarillo.

Pero las pruebas realizadas por expertos en el Museo de Historia Natural de Estocolmo revelaron una versión diferente.

El Coelodonta antiquitatis es una especie extinta de rinoceronte que fue común en Europa y el norte de Asia​ durante la época del Pleistoceno y sobrevivió hasta el último periodo glacial, hace menos de 30,000 años. Se cree que la extinción de la especie pudo haber sido causada por el cambio climático, como muchas otras. 

"Es completamente inaudito. No tengo conocimiento de ningún carnívoro congelado de la Edad de Hielo en el que hayan encontrado trozos de tejido en el interior", señaló Love Dalen, profesor de Genética Evolutiva en el Centro de Paleogenética, una empresa conjunta entre la Universidad de Estocolmo y el Museo Sueco de Historia Natural.

"Cuando recuperaron el ADN, no parecía un león cavernario", agregó. "Tenemos una base de datos de referencia y ADN mitocondrial de todos los mamíferos, por lo que comparamos los datos de la secuencia con eso y los resultados que obtuvimos; era una combinación casi perfecta para el rinoceronte lanudo", explicó el especialista en diálogo con la CNN. 

Después de la datación por radiocarbono de la muestra, los expertos determinaron que la piel del rinoceronte tenía alrededor de 14,400 años. "Este cachorro, ya lo sabemos, data de hace aproximadamente 14,000 años. También sabemos que el rinoceronte lanudo se extinguió hace 14,000 años. Así que, potencialmente, este cachorro se ha comido uno de los últimos rinocerontes lanudos que quedaban", indicó.

Perspectiva Ciudadana