|
héctor marte pérez
| |
Viernes, 30 de Junio de 2006
|

Santo Domingo.  La Gran Alianza Nacional, un acuerdo electoral cuyos promotores llegaron a proponer que tuviera una duración de 20 años, tiene un futuro incierto, ante los resultados adversos en las elecciones celebradas hace 45 días.


Mientras dirigentes del PRD y el PRSC, incluyendo sus secretarios generales, propugnan públicamente porque el pacto se mantenga, en ambas organizaciones han surgido voces que plantean que cada cual tome su rumbo.


Hasta ahora todo ha quedado en declaraciones individuales, ya que ninguno de los dos partidos ha fijado una posición institucional sobre el mantenimiento o no del acuerdo político.


Los que defienden la preservación de la alianza alegan que ésta no se limitaba a la distribución de candidaturas, sino que incluía un compromiso de promover una serie de iniciativas en el Congreso y los ayuntamientos.


También resaltan la importancia que podría tener el acuerdo para fines de la elección de las autoridades de la Liga Municipal Dominicana, que debe realizarse el próximo año. Esto así porque a partir del 16 de agosto, si perredeístas y reformistas siguen aliados, tendrían el control de 77 salas capitulares, mientras el PLD dominaría 46. En otros siete ayuntamientos habría un empate entre rosados y morados.

Palabras Clave: 
Perspectiva Ciudadana